martes, febrero 17, 2009

El Genocidio de Pol Pot (II) ¡hay juicio!

Un par de meses atrás comenté sobre genocidio de Polpot a partir de un documental que ví sobre lo sucedido en un Centro de detención y torturas "S-21", ubicado en Phnom Penh, capital de Camboya. Los hechos ocurrieron entre 1975 y 1979.

Ese documental es totalmente recomendable por las perspectivas "víctima vrs. victimario" que ofrece.

Ahora en las noticias vi que por fin se ha iniciado el juicio internacional por estos actos contra los Khmer Rouge o jemeres rojos, especificamente, se ha comenzado a juzgar por el delito de genocidio al jefe de la cámara de tortura: el "camarada" Duch (Kaing Guev Eav)

Las víctimas de esa nación han esperado 30 años por un juicio que hoy comienza.

***
Aquí hay una entrevista con Duch, muy interesante.
notas:
El País
"Derechos Humanos ¿izquierda o derecha?

12 comentarios:

JC dijo...

"...han esperado 30 años..."

2,000,000 de muertos, la civilización arrancada desde sus cimientos, el psycho responsable –en última instancia– ya fallecido...

Muchos de los que hoy se rasgan las vestiduras por eventos que, en comparación de eso, son naderías, en aquel entonces callaron elocuentemente.

30 años tarde... ¿Qué se puede esperar de ese mamotreto inútil llamado Naciones Unidas?

JC dijo...

La entrevista que refieres:

"... los jemeres rojos habían vaciado la capital. No había población urbana. Las escuelas estaban cerradas; los hospitales, cerrados; las pagodas, vacías; las calles, vacías..."

¡Y todavía insisten con utopías de ingeniería social!

Anónimo dijo...

Estimado JC

Las utopías, JC, tienen un valor orientativo.El problema es cuando se blanden como verdades absolutas.

Nuestra época habla mal de ellas,mientras se nos vende esta realidad como el único mundo posible.

La ingenieria social se sigue utilizando, solo que ahora viaja con los ejercitos neocoloniales.

Tenemos que reflexionar mucho, desde luego.Pero es bueno pensar que nuestras sociedades nacieron como proyectos que fueron impuestos desde fuera. Aquí se quemaron los dioses y las instituciones nativas y se impusieron otros dioses y otras instituciones.Dicha ingeniería católico europea se llevo de por medio a millares y millares de indigenas y barrió su alta cultura.

Como ves, no solo las utopías de nuestro siglo han tenido saldos trágicos y sangrientos.

Hay que hacer un balance y en ese sentido hay que reflexionar sobre lo que nos enseña la tragedia de Camboya.

Un abrazo.

JC dijo...

Estimado anónimo:

La comparación que propones del genocidio camboyano (del que no quedó NADA) con la conquista española de las Indias (de la que quedó MUCHO aunque a algunos eso "mucho" les desagrade) puede resultar conveniente dependiendo de la intencionalidad.

En mi caso particular –aunque comprendo que no compartas mi opinión– me parece una comparación de la que casi sólo se pueden sacar contrastes y diferencias... poquísimas similitudes, si las hubiese.

Pero –no sólo no es el punto del post– sino que además soy incapaz de fundamentar lo que te acabo de decir en pocas palabras. Es un defecto mío, lo sé. La comparación que has puesto sobre la mesa es demasiado densa y enjundiosa como para que me atreva a comentarla aquí con profundidad.

Parecido sucede con la cuestión que indicas sobre las utopías como "orientación" o como "valor absoluto"... sólo añadiría que también habría que considerarlas como "inofensivos y ociosos divertimentos" o incluso como "ilustrativas metáforas".

Preferiría –por el momento– concordar plenamente contigo en que "...las utopías de nuestro siglo han tenido saldos trágicos y sangrientos..." y en que "...Hay que hacer un balance y en ese sentido hay que reflexionar sobre lo que nos enseña la tragedia de Camboya...".

Creo que –dado este caso en particular– es más oportuno buscar las coincidencias y concordancias y dejar de lado –aunque sea momentáneamente– las aparentes diferencias.

Gracias, anónimo. Saludos y un abrazo.

PD: (Me ha quedado la impresión de que te conozco pues no es primera vez que concuerdo y desacuerdo a la vez, con alguien tan conciso, educado, sobrio y consistente)

Ixquic* dijo...

"30 años tarde... ¿Qué se puede esperar de ese mamotreto inútil llamado Naciones Unidas?"

La ONU constituyó un Tribuanal para la Antigua Yugoslavia (1993)
y ha procesado a 115 acusados, 56 de los cuales fueron condenados.

El año pasado cayó preso Karadzic (lo postié aquí) y será juzgado.

Tambien hay otro en Sierra Leona (2000) y se han hecho seis condenas.

Tambien está el de Ruanda, que también he citado aquí (1994. Lleva 25 condenas.

¿que se espera en camboya? justicia,

saludos

JC dijo...

@Ixquic*:

Vaya pueh... Me rindo: No es tan "inútil" :)

Ixquic* dijo...

Vos sabés que cerrada no soy...hay cosas imperfectas en la vida que te juro, que a pesar del tiemp, valen la pena.

Saludos,

Anónimo dijo...

atroz, camboya. y qué broma tan cruel, el uso retórico de la "utopía" para justificar genocidios.

***

JC:

¿o sea que este proyecto de civilización no es ingeniería social? ¿podemos creer que no existen trazos que demarcan las vías que debe seguir, por ejemplo, la globalización?

y, en caso de no serlo, ¿ello justifica la muerte, la marginación, la destrucción?

Anónimo dijo...

Lo mucho o lo poco de lo que quedó de la empresa colonizadora, depende del lado desde el cual se mire. Los indigenas que piden limosna en la ciudad de México pueden tener su particular visión del asunto. Ellos no están incluidos en ese nosotros urbano y "civilizado" que puede hablar de los grandes beneficios que nos trajo la ingeniería política colonizadora. Yo valoro esos beneficios, desde luego, pero no sé cómo los verán los indigenas que piden limosna en la ciudad de México.

Más allá de las ventajas o daños, la ingeniería social la han practicado algunos ejercitos conquistadores. Junto al ejercito romano viajaba el dercho romano y su diseño de las intituciones.

Ahora, por ejemplo, la democracia se exporta por la fuerza a otras culturas. Ahí tenes otro ejemplo de ingeniería institucional.

Ahí donde una voluntad impone un diseño social e institucional, se está imponiendo toda una concepción global de lo que debe ser el hombre y su forma de organizarse políticamente. Ese carácter general y prescrtptivo es de una naturaleza semejante al de las utopías.

Lo que sucede es que ahora vivimos en un orden que oculta su visión general y prescriptiva, visión general y prescriptiva que a veces contradicen los hechos. Nuestra utópica democracia le hace mala publicidad a las demás utopías.

Un abrazo, de nuevo.

DEEJAYRIG dijo...

QUE BONITA PAGINA

JC dijo...

¿Oy?

Ixquic* dijo...

¿yO?

ay Jc, ayer sali de un hospital.., luego te cuento por correo.

gracias por preguntar,

Oy?